Yeeply prosigue su camino para convertirse en un escaparate mundial de apps

apps

El auge de las aplicaciones móviles está propiciando la aparición de múltiples plataformas que conectan de forma eficaz a empresas y desarrolladores y la española Yeeply es una de ellas. La compañía surge, como explica a TICbeat Héctor Badal, director de Operaciones de la firma, “para dar soluciones a las compañías que buscan programadores de apps freelance o empresas especializadas para sus proyectos móviles”.

La firma, de origen valenciano, arrancó hace un año con un presupuesto inicial de 4.500 euros, aportados por parte de los cuatro socios fundadores: Luis Picurelli (CEO), Héctor Badal (COO), Fernando Cano (CTO) y Borja Fernández (CIO). “Esta cantidad se empleó para sufragar los gastos propios de constitución de la empresa, así como para costear los trámites administrativos y legales de este proceso. Pero la verdadera gran inversión fue que los cuatro fundadores dejaron cada uno sus puestos de trabajo fijo para dedicarse en cuerpo y alma a la compañía”, reconoce el director de Operaciones.

En febrero de este año Yeeply recibió una pequeña inversión de capital semilla por parte de dos empresarios valencianos y en la actualidad la firma está cerrando un nuevo proceso de inversión, mayor que el anterior y con fondos que también proceden de capital privado, según el portavoz. En la actualidad, el equipo de Yeeply está formado por trece personas. La plataforma ya integra a 2.200 desarrolladores y ha recibido 140 proyectos.

El propio Badal reconoce: “No podríamos pensar que el crecimiento iba a ser tan espectacular, desde el primer momento la comunidad nos ha respaldado y hemos recibido la aceptación. En cualquiera de los casos, el trabajo y la ilusión de un equipo muy implicado hace que estemos cumpliendo los objetivos fundamentales: conocer las necesidades de la comunidad y volcarnos a ofrecerles la mejor solución”.

Héctor Badal y Luis Picurelli, COO y CEO de Yeeply

Modelo de negocio

El modelo de negocio de Yeeply se basa en la intermediación entre clientes y desarrolladores. “Del precio que finalmente pacta el cliente con el profesional que haya elegido Yeeply se queda con un 10% de comisión, mientras que el desarrollador obtiene el 90% restante”, detalla Badal.

El reto principal al que se enfrenta el equipo de Yeeply es, indica el COO, “la generación de confianza por parte de los clientes en el trabajo a distancia, ya que a pesar de ofrecer una serie de garantía y disponer de numerosos casos de éxito, en concreto, el mercado español no está suficientemente maduro en este aspecto”. No obstante, añade Badal, la visión del equipo es “puramente global y es verdad que otros mercados europeos sí que están mucho más preparados para esto”.

Futuro

De cara a un futuro próximo el equipo de Yeeply está preparando el lanzamiento de una nueva versión de la plataforma en septiembre, que incluirá nuevas funcionalidades y servicios de valor añadido.

A medio plazo los impulsores de la plataforma quieren abordar todo un proceso de internacionalización con la entrada de la nueva inversión. El objetivo es acercarse a países de habla inglesa e italiana (donde ya se ha lanzado la plataforma) y posteriormente al mercado alemán y francés. “El objetivo final es ser la referencia global en externalización de proyectos de apps”, sentencia Badal.

Una dura competencia

Badal y el resto del equipo son, por otro lado, conscientes de la fuerte competencia a la que se enfrentan en el terreno de los marketplaces de apps móviles. Ante el resto de empresas de este tipo –sin ir más lejos otra española: Appfutura– “la diferenciación de Yeeply radica en la especialización”, indica el portavoz. “Otras plataformas albergan a un gran conglomerado de freelancers, entre el que se pueden encontrar programadores, traductores, redactores, etc. En este contexto, se corre el riesgo de que un determinado proyecto móvil no llegue a la comunidad de profesionales a la que va destinado, perdiéndose entre una gran cantidad de trabajos de diversas temáticas –explica–. Con la especialización en el ámbito de las apps, los clientes tienen la seguridad de que a través de Yeeply sus proyectos van a llegar de manera efectiva a una amplia comunidad de desarrolladores especializados en móvil. Pero además esta especialización hace que entendamos mejor la necesidad de cada una de las partes y todas los servicios están enfocados a ello”.

La atención personalizada es el otro gran punto fuerte de Yeeply, según Badal: “Cualquier usuario de la plataforma, ya sea cliente o desarrollador, puede mantenerse en contacto en todo momento con los responsables vía correo electrónico o a través del teléfono. De esta manera, sus dudas podrán ser resueltas de forma inmediata. Creemos que el trato personal y cercano es fundamental mantener un buen nivel de satisfacción en todos nuestros usuarios y para fidelizarlos, para que repitan con nosotros siempre que lo necesiten”, afirma.

Tendencias de un mercado en auge

Como parte de un mercado, el de las aplicaciones móviles, que crece a un ritmo exponencial y también cambiante, los responsables de Yeeply observan un aumento en la búsqueda de aplicaciones que sean útiles, que ayuden de alguna manera a los usuarios. “La utilidad se está convirtiendo en una importante fuente de negocio, ligada al ámbito de las aplicaciones móviles”, indica Badal.

Por otro lado, afirma el experto, las empresas son cada vez más conscientes de las posibilidades que las apps pueden ofrecerles para su negocio. “Contamos con muchos proyectos que solicitan aplicaciones que les asistan con diferentes tareas: registro de albaranes, gestión de inventario, etc. Las empresas quieren agilizar sus procesos productivos, quieren llegar de forma más efectiva a sus clientes, y saben que las aplicaciones móviles pueden ayudarles en este sentido”.

En lo que respecta a las plataformas preferidas por los desarrolladores, Badal reconoce que éstas son iOS y Android, aunque con matices: “Windows Phone y BlackBerry todavía se encuentran alejados de las cifras que iOS y Android han alcanzado. Sin embargo, en Yeeply hemos notado un sensible aumento de proyectos que buscan un desarrollo multplataforma que también esté destinado a Windows Phone y a BlackBerry, por lo que creemos que son dos tecnologías que todavía tienen mucho que decir en el mercado”, explica.

En cuanto a Firefox OS, Badal asevera que todavía hay que esperar para ver el potencial que el sistema operativo de Mozilla puede ofrecer. “Desde luego, está bien respaldado por una potente comunidad de desarrolladores HTML5. Desde nuestra experiencia, HTML5 está representado en nuestra plataforma por casi tantos desarrolladores como lo está Android; y nuestra plataforma es sólo una parte de la gran comunidad de desarrollo móvil. En este sentido, creemos que Firefox OS puede tener un futuro interesante”.

 

foto cc Sean Macentee

Esther Macías

Periodista especializada en tecnología, innovación, economía digital y emprendimiento. Tras un largo paso por iWorld y ComputerWorld, desde 2013 estoy inmersa en la prodigiosa aventura de TICbeat como jefa de redacción.

Contenidos Relacionados

Top